Trabajos de consolidación de la Torre Quebrada de Torreguadiaro para evitar su pérdida

|

El alcalde, Juan Carlos Ruiz Boix, ha visitado la obra junto al teniente de alcalde delegado del Valle del Guadiaro y de Contratación, Óscar Ledesma, y de la concejal Belén Jiménez. El primer edil recordó que “esta obra era un compromiso con los vecinos de Torreguadiaro y con el patrimonio cultural del municipio. 

Arreglantorrequebrada1


Es una de las dos torres vigías de la barriada, la que siempre hemos conocido medio derruída, y se trata de consolidarla y mantenerla para que pueda ser disfrutada por próximas generaciones”.


“La actuación -añadió- tiene un importe de 70.000 euros, y la desarrolla una empresa sanroqueña. Con esta inversión queremos contribuir a dos objetivos: por un lado, seguir desarrollando las infraestructuras, en este caso el patrimonio público del municipio; y por otro lado, generar empleo en estos tiempos difíciles en los que la cifra de desempleo se sigue incrementando”.


Recordó el alcalde que “hemos solicitado en varias ocasiones al Gobierno de España que realizara esta inversión, dentro del 1% cultural del Ministerio de Fomento, pero nunca nos ha aprobado esta petición”. Avanzó que “tenemos prevista una actuación en la otra torre, la que se encuentra en la calle de la Iglesia, que está en mejor estado de conservación. En ese caso sí se le dará uso, para que siga siendo punto de encuentro para los vecinos, pero no en esta torre de ahora sólo se está trabajando para que siga formando parte de nuestra imagen histórica y cultural”.


Añadió Ruiz Boix que “nuestro objetivo es evitar que ocurran casos como lo que ha pasado en la Zona de Bahía, en el tramo entre Puente Mayorga y Guadarranque, donde por la inacción de la Autoridad Portuaria se ha perdido un fortín (de la Segunda Guerra Mundial) y hay otro ahora mismo en peligro (tras haberse derruido). Espero que antes de que desaparezca actúe la Autoridad Portuaria, porque es una zona dentro de su competencia”.


La Torre Quebrada de Torreguadiaro, también denominada a veces Torre Vieja de Guadiaro o simplemente Torre Vieja, es una almenara construida como parte del sistema de defensa de la Bahía de Algeciras y el Estrecho de Gibraltar durante el siglo XV.


La torre se encuentra situada junto a la línea de costa y a escasos metros de la desembocadura del río Guadiaro. Tiene planta circular, poca altura, y fue construida con materiales de no muy buena calidad como atestiguan diversos cronistas de la época al declarar que sus muros de escaso grosor eran «de piedra tosca».


Se desconoce el año exacto de su construcción y algunas fuentes apuntan a un posible origen islámico. En cualquier caso la torre se encontraba ya en pie a principios del siglo XVI cuando un rayo cae sobre ella y la parte en dos. Tras este acontecimiento la Torre Quebrada de Guadiaro queda arruinada e inutilizada para realizar las funciones que hasta el momento venía desarrollando.


Así en 1516 mediante una Real Cédula se pone de manifiesto la necesidad de construir una nueva torre en la desembocadura del río Guadiaro que viniera a sustituirla, la Torre Nueva de Guadiaro. En la actualidad la torre se encuentra integrada en un parque conservando aproximadamente la mitad de sus materiales originales.